Es apresurado condenar a Juan Cruz Real por su reciente pasado

0
242

América de Cali confirmó este lunes como nuevo director técnico al argentino Juan Cruz Real, entrenador que llegará a remplazar a Alexandre Guimarães y quien ya dirigió dos equipos del fútbol colombiano, en los cuales, partiendo de los números, fijó una cara deportiva inestable y poco competente.

Por: John Alegrías

Junto a Cruz Real, nacido en Tandil hace 43 años, estarán Sergi Escobar y Leonardo Felicia (asistentes técnicos), Christian Juliao (preparador físico) y Andrés Rodríguez (psicólogo deportivo).

No obstante, aunque esta imagen ofrecida en sus antiguos clubes pueda ser considerada insuficiente para servir de apoyo en la decisión tomada (menos del 50% de rendimiento), es verdad que los proyectos a los que estuvo ligado en el territorio nacional están a años luz de un barco como el de la envergadura ‘escarlata’, donde cuenta con mayores y mejores recursos para enseñar su capacidad, conocimiento y filosofía.

De entrada, asignar un calificativo al técnico ‘gaucho’ es un comportamiento ligero, equívoco. Es totalmente apresurado condenarlo por su pasado reciente sin ni siquiera darle tiempo y un compás de espera. Si bien es cierto que lo realizado en Alianza Petrolera y Jaguares a nivel estadístico refleja pobreza, lo ideal y necesario es tener paciencia. Empezar por destruir y representar las cosas como una pesadilla es cuanto menos exagerado.

Eso sí, existe un camino que lleva una misión clara y contundente para digerir su aterrizaje: medir su impacto partido a partido, evaluar el progreso futbolístico por medio de su metodología y analizar el rendimiento. Son esos criterios y varios más, todos en presente, los que van a ayudar a poner cada aspecto sobre la balanza correspondiente, pues agarrarnos del pasado intentando escenificar un futuro hace parte de auténticos y puros arrebatos imaginarios.

Lo cierto, sin lugar a duda, es que en América de Cali el estratega argentino tendrá una estructura con memoria futbolística, dotada de herramientas, competitiva y, sobre todo, triunfadora (son los vigentes campeones, ni más faltaba). Aunque se hayan presentado algunas fugas en la plantilla, Juan Cruz Real tiene que accionar sobre lo construido, darle continuidad a una idea, pulirla y agregarle condimentos para engrosar su contenido. Sería insano olvidar de la noche a la mañana el trazo de la anterior mano técnica brasilera. Prácticamente un sin sentido. Algo ilógico.

Palabras también atribuibles por si el equipo llega a empeorar y decaer en su nivel pues su arribo es precisamente con el objetivo de que, por lo menos, el colectivo rojo intente mantener una línea futbolística preparada para que los rayos del sol tiendan a seguir brillando sobre el terreno de juego.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí